20 grandes discos de Gothic Metal. (Actualizado en 2018)

Hay que reconocer que no es fácil asociar una banda a un subgénero como el gothic metal porque, como es lógico, comparten elementos con otros subgéneros. Muchas de las bandas aquí reflejadas comenzaron proponiendo un sonido que después fueron matizando para arrimarse a los parámetros de la música gótica, que al final no deja de ser una fusión de diferentes elementos musicales, estéticos y culturales.

Sentenced - The Funeral Album (2005)


Grupo finlandés que dio sus primeros pasos en el death metal, pero con el tiempo su propuesta se fue volviendo más elegante, accesible y con un hueco fijo en esa hornada de grupos que ayudaron a situar su país en el mapa musical. Comenzaron el cambio en el fantástico Down y desde entonces no pararon de publicar trabajos de calidad. Podría decidir entre varios de ellos, pero por su contexto me he inclinado por The Funeral Album, ya que la banda anunció que sería su último lanzamiento. "May Today Become The Day", "Ever-Frost", "Vengeance Is Mine" o "The End Of The Road" justifican la elección.

Lacrimosa - Elodia (1999)


Grupo formado en Frankfurt (Alemania) que fusiona el gothic metal con elementos propios de la música clásica, dando como resultado un sonido épico y bello. No siempre han logrado componer discos igual de satisfactorios, pero en Elodia han mostrado su mejor versión gracias a estupendas canciones como "Alleine Zu Zweit", que le han llevado a obtener repercusión en las listas alemanas. El dúo conformado por Tilo Wolff y Anne Nurmi contó aquí con la colaboración de sinfónicas de la talla de, entre otras, la London Symphony Orchestra, lo que habla a las claras de la ambición de la obra. 

Lake of Tears - Forever Autumn (1999)


Como tantos otros, nacieron bajo el amparo del doom e incluso el death, pero poco a poco han ido desmarcándose de tales sonidos para centrarse en un gothic metal que no renuncia a incluir elementos de antaño ni a abrazar otros nuevos. Tal y como indican en el título y en la portada, estamos ante un trabajo que nos remite al otoño por sus melancólicas melodías. "So Fell Autumn Rain" nos da la bienvenida con su revestimiento metálico y líneas vocales de cierto gancho, pero en ocasiones son capaces de desnudarse bajo arreglos de cuerda como en la homónima "Forever Autumn".

Tiamat - Wildhoney (1994)


Obra maestra del género plasmada por el líder de la banda, el señor Johan Edlund. Tiamat dejaron el death metal para adentrarse en el mundo del gothic metal de sutiles ambientaciones y elementos influenciados por Pink Floyd. Wildhoney es tan bello como épico, donde las composiciones atmosféricas como "Gaia" o "Do You Dream Of Me?" conviven perfectamente con otras más potentes y viscerales de la talla de "Whatever That Hurts" y "Visionaire", apoyadas y potenciadas por voces desgarradoras y guitarras afiladas. Un cambio de sonido que les reportó un mayor reconocimiento.

Katatonia - Last Fair Deal Gone Down (2001)


Katatonia es uno de esos grupos que resultan muy difíciles de etiquetar, y con razón, ya que la música debe estar por encima de todas las etiquetas, aunque en mi caso las utilizo para poder clasificar y orientar. Comenzaron bajo el amparo del death doom metal sobresaliendo por obras como Brave Murder Day, pero la propuesta musical comenzó a mutar, a ser igual de oscura pero menos agresiva y encontrando acomodo en el gothic metal, aunque con un pie en el doom, en el metal alternativo y más. Este trabajo supone la confirmación de ese sonido que en posteriores álbumes seguirían defendiendo. 

Moonspell - Irreligious (1996)


Moonspell es una banda portuguesa que debutó en 1995 con su primer larga duración al que titularon Wolfheart. Aquel había sorprendido a los seguidores del estilo por su pronta madurez, exhibiendo un gothic metal aguerrido con pinceladas black y folk. Dos años más tarde apareció Irreligious, con el que comenzaron a llamar la atención no sólo en su país, sino también en países como Alemania, Finlandia o los Países Bajos. "Opium" se convirtió de la noche a la mañana en un himno por sus guitarras, sus voces a veces limpias y otras guturales, su contundencia, y su sonido en definitiva visceral. 

The Gathering - Mandylion (1995)


Grupo procedente de los Países Bajos que siempre se ha mostrado bastante ecléctico, ya que en cada disco han ofrecido algo nuevo. De todos sus trabajos, Mandylion quizás sea su obra más aclamada, coincidiendo además con ser uno de sus momentos más góticos y oscuros, aportando ciertas pinceladas progresivas y algún toque doom. "Strange Machines" y "Leaves" se presentaron como singles, y en ellos se pueden apreciar guitarras gruesas ralentizadas creando un colchón perfecto para las voces angelicales de Anneke. Tuvieron cierta repercusión en las listas neerlandesas.

Paradise Lost - Draconian Times (1995)


Los británicos Paradise Lost iniciaron su carrera arrimados al death metal, pero poco a poco han ido puliendo su sonido hasta llevarlo al gothic. Con ese cambio de sonido consiguieron sus mayores logros. En Icon comenzaron esa transformación, siendo un álbum de gran calidad, pero en Draconian Times terminaron de potenciar los elementos de aquel, lo que les llevó a obtener un mayor reconocimiento e incluso a tener presencia en los Estados Unidos. Composiciones como "Enchantment" y "The Last Time" ejemplifican su receta musical a base de riffs y notables ambientaciones.

The 69 Eyes - Blessed Be (2000)


The 69 Eyes es una banda bastante popular en Finlandia que, curiosamente, comenzó a generar interés en el momento en que decidieron cambiar su propuesta enclavada en el glam rock de influencias punk por el gothic metal. Wasting The Dawn fue el álbum en el que comenzó la metamorfosis, pero resultó ser todavía más oscuro este Blessed Be, en el que gracias a canciones melancólicas y directas como "Brandon Lee" o "Gothic Girl", llegaron a ser disco de oro en su país de origen. La voz grave de Jyrky brilla en otros cortes destacables como "Framed in Blood" y "The Chair".

Sirenia - At Sixes and Sevens (2002)


At Sixens And Sevens es el primer trabajo de Sirenia, una banda formada por Morten Veland tras su salida de Tristania. El sonido que decidió plasmar es un gothic metal sinfónico con elementos operísticos en el que él escribe todos los textos y compone la música. Veland también se encarga de las voces guturales, dejando las limpias en manos de Jan Kenneth Barkved, Kristian Gundersen y Fabienne Gondamin. La propuesta en sí es ambiciosa, potente y melancólica, con momentos tan mágicos como los que ofrecen "Meridian", "Sister Nightfall", In A Manica" o "In Sumerian Haze".

Theatre of Tragedy - Aégis (1998)


Grupo ya extinto procedente de Noruega que se formó a principios de los 90, aunque no fue hasta el año 95 cuando comenzaron su andadura profesional. Aégis es el tercer disco del grupo, y en el que se aprecian algunas diferencias notables con respecto a anteriores obras. Por lo de pronto, las voces masculinas guturales desaparecen y se vuelven más suaves, mientras que en lo que concierne al aspecto instrumental, a pesar de que las guitarras siguen sonando con cierta contundencia, ya no se muestran tan agresivas. "Cassandra", "Siren" y "Venus" son algunas de sus mejores canciones. 

Type 0 Negative - October Rust (1996)


Uno de los nombres más destacados en la escena gótica norteamericana y un auténtico icono del movimiento que por desgracia ha tenido que cesar su actividad por la muerte de su líder y vocalista Peter Steele. Poseen una discografía de referencia en la que destacan álbumes de la talla de Bloody Kisses, World Coming Down, Life Is Killing Me, y por supuesto este October Rust. Metal gótico con pinceladas doom que sobresale por canciones como la extensa e intensa "Love You To Death", la etérea "In Praise Of Bacchus" o "My Grirlfriend's Girlfriend", una de las más representativas de la banda.

Tristania - Beyond The Veil (1999)


El segundo álbum de los noruegos Tristania siguió la senda de su primer EP y del larga duración Widow's Weeds, pero sonando aquí muchísimo más compactos. La música de la banda se apoya en la dualidad de las voces femeninas y masculinas, a veces operísticas, otras más agresivas y guturales. Moen y Veland son los encargados de dar forma a la mayoría de canciones, entre las que destacan títulos como "Beyond The Veil", "Aphellion", "A Sequel Of Decay" y "Angina". Tras este trabajo, Morten Veland abandonaría la banda por discrepancias y formaría Sirenia. Tristania caería en picado.

Charon - Songs For The Sinners (2005)


Una de esas bandas que han ayudado a expandir el metal gótico finlandés por otros lugares de Europa, pero que decidieron cesar su actividad precisamente con Songs For The Sinners, una obra que potencia las virtudes de sus anteriores trabajos, convirtiéndose así en el más redondo y completo de su discografía. Grabado en los conocidos Finnvox Studios bajo la producción de Mikko Karmila, Leppäluoto y los suyos fueron capaces de engrosar su lista de éxitos gracias a composiciones de la talla de "Ride On Tears" o "Colder", de guitarras metálicas, grandiosas melodías y estupendas voces.  

HIM - Venus Doom (2007)


Tras una inusual portada en una banda como HIM, se esconde uno de los trabajos más duros de su discografía, y que curiosamente no llegó al número uno en su Finlandia natal como sí lograron con algunos de los anteriores. La propuesta es sólida y las estructuras resultan ser más complejas en composiciones como "Sleepwalking Past Hope", una de las mejores de su carrera. Avisan desde la inicial homónima, donde esta vez sí encontramos riffs de carácter doom en su gothic metal, algo que se repite en ciertos desarrollos oscuros y densos de "Passion's Killing Floor" o "The Kiss Of Dawn".

The Vision Bleak - Carpathia: A Dramatic Poem (2005)


The Vision Bleak es un dúo alemán formado por Ulf Theodor Schwadorf y Allen Konstanz que comenzó a dar sus primeros pasos a principios del 2000 por medio de diferentes Ep's. Tras un debut fantástico en el que dejaban claro su gusto por los riffs densos y pesados además de unas voces graves, atacaron al año siguiente con Carpathia: A Dramatic Poem, un trabajo que continúa exhibiendo los mismos elementos sonoros pero que logra un sonido algo más compacto y pulido. A destacar la canción que da título al disco y la potente "Kutulu!", como máximos exponentes del álbum.

Lacrimas Profundere - Burning: A Wish (2001)


Los alemanes Lacrimas Profundere comenzaron su andadura musical a mediados de la década de los 90. En ese momento y como tantos otros, su propuesta se basaba en un death doom metal que poco a poco se fue convirtiendo en gothic metal, imagino que por el hecho de poder ganar nuevos adeptos en un momento en que el subgénero volvía a coger fuerza entre los oyentes. Sin olvidar elementos del doom, aunque cada vez menos evidentes, publicaron Burning: A Wish, el que para muchos es su gran obra de referencia. Temas como "Adorer and Somebody" resumen el cambio en su sonido. 

Lacuna Coil - Comalies (2002)


Lacuna Coil consiguió con Comalies la difícil tarea de adentrarse en el mercado estadounidense, y más teniendo en cuenta su origen italiano. La fusión de metal alternativo con metal gótico llamó poderosamente la atención por su instrumentación, por sus buenas canciones, pero también por la magnífica voz de la vocalista Cristina Scabbia. El álbum posee una serie de composiciones vitales que han sido importantes para el despegue del mismo, y reside principalmente en ese trío inicial protagonizado por "Swamped", la melódica "Heaven's A Lie" y la más atmosférica "Daylight Danger".

Saviour Machine - Saviour Machine (1993)


Misteriosa banda estadounidense formada a finales de la década de los ochenta. Tras varias demos, lanzaron un álbum homónimo que a decir verdad no ha trascendido a nivel comercial, pero sí que han adquirido esa categoría de banda de culto que sigue encontrando su público. Saviour Machine es una banda cristiana de metal gótico con una imagen poderosa y una música que llama la atención por su atmósfera, potencia, y las voces de Eric Clayton. "Carnival of Souls" es un grandísimo tema que conviene descubrir, pero también lo son la estupenda "Legion" o la inspirada "A World Alone".

Darkseed - Ultimate Darkness (2005)


Enésima banda que en sus inicios publica álbumes de death doom metal y que con el paso de los años suavizan su propuesta y se establecen dentro de los parámetros del metal gótico. Los alemanes presentan aquí un trabajo en el que ofrecen guitarras contundentes, voces rasgadas y esporádicos gruñidos, con unas composiciones directas en las que pocas veces dejan espacio para el respiro. Tal y como hicieron en su momento, incluyen algunos elementos electrónicos que en esta ocasión son bastante leves. A destacar canciones como "Disbeliever", "Ultimate Darkness" o "Next To Nothing".

Comentarios